Eduardo Cadena Cerón, les hace el feo a directores Municipales del distrito XXIV.

La reunión de Directores Municipales de Fomento Agropecuario del distrito XXIV, y del alcalde de Isla, Fernando Molina, junto con la diputada Kristel Hernández en las oficinas de Sedarpa, quizás no tendría más trascendencia que la exposición de los interesados de sus diversas necesidades del campo y la ganadería, de no ser por un ligero detalle: No llegó el titular de la secretaría Eduardo Cadena Cerón, que eso no implicaba problema. Se entiende que el funcionario, por el cargo, pudo haber tenido imprevistos que atender, y cuando se esperaba entonces que acudiera un subsecretario del ramo, llegó a la sala donde los recibieron la secretaria particular del titular de Despacho. Cuando Dulce Patricia García Pérez se presentó como tal, pues se esperaba la clásica disculpa así como escuchar que otra autoridad los iba a atender, o en su defecto, reagendar la entrevista, pero no, García Pérez asumió la cabecera de la mesa que estaba reservada para el secretario y sentenció: “es como si estuvieran hablando con el Secretario”.
Para cada uno de los funcionarios municipales y del alcalde de Isla, así como para la Legisladora, se les hizo raro, pero por mera cortesía, cosa que no hubo en el trato de la secretaria particular de Cadena Cerón, se le explicó de manera breve y concisa, el motivo de la pretensión de reunirse con Sedarpa aunque la percepción es que se estaba hablando en el desierto.
No esperan que Dulce Patricia García Pérez explique a detalle los motivos de su visita, pero se conforman que la secretaria particular al menos le diga a Eduardo Cadena que estuvieron allí, en espera de que en próxima oportunidad, ya vuelvan a sus oficinas, o en una de ésas, él responda con la cortesía de visitar el distrito, con la plena seguridad de que allí, sí será tratado con el respeto y atención no por si investidura, sino porque si algo caracteriza a los vecinos de los Tuxtlas y la región, es la amabilidad con la que se trata al visitante y más al invitado… Y si lleva a su “secretaria de Despacho”, igual trato ha de recibir, porque para ellos, no hay distinción… a la gente se le trata como gente.

A %d blogueros les gusta esto: